Google+ Followers

viernes, 20 de marzo de 2009

negocio pingüe para policías corruptos. muestran a reos como zoológico y fomentan consumo de cocaína fabricada en San Pedro. inverosímil.

La Red Uno demostró con imágenes filmadas la noche del martes cómo un grupo de turistas salió de la cárcel de San Pedro, de La Paz, después de haber recorrido ese penal como parte de un tour. El director de Régimen Penitenciario, Jorge López Arenas, dijo que puede tratarse de una visita a reclusos extranjeros.
Las imágenes fueron tomadas entre las 21.30 y las 22.00 desde una esquina de la plaza Sucre. En ellas se ve, primero, a seis personas salir por una puerta de la calle Cañada Strongest. Después lo hacen unas cuarenta personas por el acceso principal de ese reclusorio.
De acuerdo con el periodista y el camarógrafo de la televisora, los turistas ya sabían que afuera había una cámara, por ello algunos salieron cubriéndose los rostros o corrieron hacia la calle Otero de la Vega o la plaza Sucre.
Los reporteros lograron alcanzar a algunos de ellos, pero no quisieron declarar.
El periódico chileno La Tercera publicó en enero de 2009 la noticia del tour en San Pedro, que es ofrecido por agencias de turismo extranjeras y locales.
La Prensa buscó al gobernador de San Pedro, coronel Luis Cerruto, quien se excusó de hacer declaraciones.
Sin embargo, el comandante de la Policía Nacional, general Víctor Escóbar, aseguró que se iniciará de inmediato una investigación sobre el caso.
Dijo que con anterioridad no escuchó ninguna denuncia sobre un tema parecido, pues en 2008 estuvo destinado en la ciudad de Tarija.
López Arenas se presentó anoche en un programa de la Red Uno, dijo que habrá una indagación porque se estaría transgrediendo los derechos de los detenidos. Informó que en San Pedro hay como cien reclusos extranjeros y abrió la posibilidad de que las visitas del martes hayan sido a esos reos.
López Arenas emitió hace un mes un comunicado en el que se “prohibió el ingreso de extranjeros a los recintos penitenciarios”. Aunque se contradijo cuando reconoció que los privados de libertad de otras nacionalidades tienen derecho a las visitas.
En la entrevista se dio paso a la llamada telefónica de un guía de turismo que no fue identificado por el canal, quien aseguró haber dirigido hace cuatro años recorridos turísticos en el penal. Habló además de la circulación en el exterior de un libro de viajes en inglés que hacía mención a esos paseos. Según el interlocutor, ese texto ya tiene cuatro ediciones. De manera extraoficial se supo que por un recorrido por la cárcel de San pedro, un turista puede pagar entre 200 bolivianos y cien dólares.
Una versión salida del mismo reclusorio afirma que el negocio lo maneja un grupo de reos en combinación con oficiales de la guardia.
Comentario del Editor: La cárcel en Bolivia es una jugarreta. Los presos viven a sus anchas en complicidad institucionalizada con sus guardianes. Funciona como una gran caja recaudadora, muchas veces los cobradores son los detenidos, tienen obligación de recaudar un mínimo diario para compartir con el gobernador en principio, como en el caso presente, los turistas que llegan con la consigna desde el exterior, Chile, Estados Unidos, Europa, "tour turístico en el Penal de San Pedro", muchos se inscriben ingenuamente, otros a sabiendas y otros más por la curiosidad de "disfrutar del deleite de la cocaína" en verdad que el hecho debe denunciarse a NNUU porque ésta es la manera más efectiva para fomentar, expandir, propagandear e consumo de la maldecida cocaína, de modo que han convertido el penal en una especie de fumadero de opio, al estilo de los que existen para la morfina, pero sin nada de higiene, con todos los riesgos, con todo el peligro del ambiente que se vive en la cárcel. Recordar que ingresan allí hombres y mujeres que pagan cerca de 40 dólares "todo incluído" y que muchos viajan no para visitar Tiahuanaku, o el salar de Uyuni, viajan para drogarse, a vista, paciencia y en complicidad con la policía, es el mayor escándalo a nivel internacional y no va a desaparecer y saben porqué, porque los gobernadores son socios con el inspector de policías, con el jefe de estado mayor, y hasta con el director general por interpósitas personas, porque jamás aparecerán éstas corruptas autoridades que fingen sorpresa cuando los periodistas les anotician, "ajá! y cuándo había ocurrido tal cosa?! ". vamos a ordenar una investigación, destituyen a uno para la galería y al dia siguiente nombran al reemplazante que llega con la mismísima consigna de "compartir los ingresos con el resto de la superioridad, "sólo que esta vez, no sea chambón, no se haga pescar" así camina Bolivia hacia el despeñadero...

No hay comentarios: