Google+ Followers

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Issac Bigio nos trae una visión combinada de Lula Dilma y algo más tarde Obama Lula. interesante como materia de análisis


Brasil y EEUU son las 2 naciones más pobladas de Occidente. Ambas eligen a sus mandatarios por un periodo de 4 años y con derecho a sola una re-elección.

Hoy éstas culminan sus respectivos procesos electorales. Mientras Brasil eligió el domingo a su primera presidenta, el martes los EEUU tienen sus primeras legislativas en medio del mandato de su primer presidente negro.

De todas las diferencias que hay entre los comicios de ambos gigantes americanos hay 2 que queremos resaltar.

Una es que los dos van en direcciones ideológicas opuestas. Mientras en Brasil el gobernante Partido de los Trabajadores se consolidó tras 8 años en el poder y aumentó sus escaños parlamentarios, en EEUU la administración del Partido Demócrata a solo 2 años de estar en la Casa Blanca ha de perder congresistas. Si la derecha brasilera sigue a la defensiva y hasta se mimetiza como ‘socialdemócrata’, la estadounidense se encuentra a la ofensiva.

La otra es acerca del distinto peso que tienen sus respectivos mandatarios. Obama y Dilma son los primeros presidentes de su respectiva nación que hayan sido de una raza o de un género distinto al común.

De las 5 repúblicas americanas más pobladas EEUU es el único que ha electo a un negro como su gobernante, mientras que hasta hoy Argentina era la única que tiene una mandataria. Es más, Argentina es el único país del mundo que ha tenido dos presidentas directamente electas (una Isabelita como vice y la otra, Cristina, como cabeza de plancha). A pesar del sufrimiento que hoy la Kirchner debe tener porque en la víspera de esas 2 elecciones su marido falleció, ella hoy se posesiona como la primera presidenta que puede apuntar a ser re-electa.

Dilma obtuvo 55,752,483 votos con lo cual se convirtió en la mujer más votada de la historia. Sin embargo, por poco ella no ha superado a Lula (quien en el 2006 obtuvo 58,295,042 votos) como la persona que más apoyo electoral ha tenido en su país. El 56% de votos que ella ha sacado es un 5% inferior al 61% que su mentor obtuvo en las 2 anteriores veces que él llegó a la presidencia (2002 y 2006).

En el 2002 cuando Lula debutó en el poder él se convirtió en el presidente más votado del mundo, pues los 52,772,475 votos que obtuvo en el 2002 eran más que los 50,456,002 de éstos con los que Bush había llegado en el 2000 a la Casa Blanca.

En el 2004 Bush por primera vez sacó más votos en su país que su rival demócrata y también que Lula. Cuando ambos fueron re-electos el republicano de EEUU obtuvo 62,040,610 votos mientras que el ex sindicalista brasilero sacó 58,295,042 votos.

Obama, en el 2008 él fue electo con 69,456,897 de votos, 10 millones más que los de su adversario (McCain) y 14 millones más que los de la presidenta entrante del Brasil.

Pese a que Obama es hoy el humano más votado de la historia y a esa gran ventaja electoral inicial él no será capaz de traducir ese capital en victoria en las legislativas de medio término, lo cual, en sí es otra diferencia con la dupla Lula-Dilma.

No hay comentarios: